Siete cardenales excomulgados: no hubo sucesión

danneels

El cardenal Godfried Danneels confiesa que él y otros cardenales complotaron para obligar a renunciar al Papa Benedicto XVI y abrir el camino a Bergoglio. Según la normatividad de la Iglesia, ese grupo, que él mismo denomina "mafia", está excomulgado latae sententiae.

La última semana de septiembre de 2015, el cardenal Danneels presentó en Bruselas su biografía, y reconoció la existencia de un grupo de cardenales que se confabularon para controlar la sucesión de Juan Pablo II e impedir que llegara a la Silla de Pedro el cardenal Joseph Ratzinger, entonces prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe. En la presentación, Danneels reveló que formó parte de una "mafia" (con los cardenales Kasper, Silvestrini, Van Luyn, Martini, Murphy-O´Connor, Lehmann, da Cruz, Husar y Hume) que obligaron a renunciar a Benedicto XVI para lograr que Jorge Mario Bergoglio llegara al papado.

Cabe resaltar que esa "mafia", conocidos entre sí como el "Grupo de Saint Gall", por la abadía suiza en que se celebraban esas reuniones, se auto excomulgó de la Iglesia, pues la constitución apostólica Universi Dominici Gregis, promulgada por Juan Pablo II, prohíbe las maquinaciones y acuerdos entre cardenales para influir en la elección de un Papa.

El artículo 79 dice así: "Confirmando también las prescripciones de mis Predecesores, prohíbo a quien sea, aunque tenga la dignidad de Cardenal, mientras viva el Pontífice, y sin haberlo consultado, hacer pactos sobre la elección de su Sucesor, prometer votos o tomar decisiones a este respecto en reuniones privadas".

Y en el artículo 81 se establece que esos compromisos se castigan con la excomunión latae sententiae (es decir, automática, sin necesidad de declaración por parte de nadie, ipso facto y eo ipso).

La información que revela el cardenal Danneels unos días antes del Sínodo, coincide con la publicada por Austen Ivereigh, en su libro "El Gran Reformador" en el que revela como, durante el cónclave de 2013, cuatro cardenales del grupo mafioso de Saint Gall (Kasper, Lehman, Danneels y Murphy-O´Connor) se asociaron para orquestar ilícitamente una campaña a favor de la elección de Bergoglio, después de que éste último aceptó ser el beneficiario de esa confabulación.

austen

Las conclusiones a las que llevan las declaraciones del cardenal Danneels en la presentación de su biografía se imponen:

1- Un grupo de siete cardenales está excomulgado de la Iglesia: Bergoglio, Kasper, Silvestrini, Van Luyn, Husar, Lehmann y O' Connor. Tres han muerto ya sin que conste se les haya levantado esa sanción: Hume, da Cruz y Martini.

2- La renuncia de Benedicto XVI fue inválida, al haber sido resultado de una presión moral, de un complot en su contra por el cual lo obligaron a dimitir.

Aunque ya habían elementos que demostraban la existencia de ese complot, es la primera vez que uno de sus autores intelectuales lo acepta abierta y públicamente. A confesión de parte, relevo de pruebas.

Un grupo secreto tipo mafiaclub

Zat in soort maffiaclub